RESEÑA Batman Caballero Blanco, de Sean Murphy y Matt Hollingsworth

Sí un personaje tiene la versatilidad y la capacidad de absorber gran parte del mercado, ese es Batman. Algo que ha tenido muy en cuenta siempre, DC para sus publicaciones, ha sido incorporar a la regularidad y a las series mensuales, una serie de proyectos más personales de autores consagrados que dejan encantado al público general, y que acaban siendo obras alabadas por la crítica.

Actualmente existen infinidad de proyectos que se suman a los que se han ido haciendo a lo largo de los años y gracias a ello, tenemos obras como Año uno, El Regreso del Caballero Oscuro o el largo Halloween. Tenemos el ejemplo reciente de DC Black Label donde veremos varias novelas gráficas sobre distintos personajes, y actualmente proyectos como Batman The dark prince charming de Marini o Batman Creature of the night de Kurt Busiek y Jean Paul León.

Y entre todo este movimiento y anuncio, tenemos el nuevo proyecto propuesto para DC por Sean Murphy. Dibujante y autor completo de obras como Punk Rock Jesus, que nos presenta un trabajo escrito y dibujado por él mismo, Batman White Knight.

Como ya hemos mencionado, no es la primera vez que el autor se mete de pleno a contar una historia como autor completo. En Punk Rock Jesus, teníamos una obra para el sello Vertigo, independiente, y que nos contaba una segunda venida de Jesucristo transmitida por los medios de comunicación, a lo “Show de Truman”, y que inspiraba un canto a la rebeldía. Se trataba de una obra, en cierta medida extensa, aunque peculiar, al no contar de color y presentada con la tinta de Murphy al desnudo.

Para Caballero blanco, Sean Murphy ha solicitado 8 entregas que serán publicadas en España en formato grapa para una posterior recopilación futura. Se trata una obra que se entiende totalmente aparte, prácticamente como un Elseworld y que quedará conclusiva tras su cierre.

La premisa es bien sencilla, el Joker al dado con la cura a su enfermedad. Como Jack Napier, aprovechará la situación para ganarse el favor de la opinión pública en contraposición a la figura del propio Batman. Este Joker, ahora armado de una gran carga moral, denunciará y pedirá responsabilidades de sus acciones a Batman. Con acusaciones como la destrucción de inmuebles en sus rescates, o los daños colaterales que deja Batman al paso de sus heroicidades, Napier tendrá las cartas para desbancar al justiciero.

Según avance la trama, en sus siguientes números veremos cómo esto se intensifica. La serie irá cogiendo un cáliz más complejo. Con todo, no deja de ser un sencillo guión que hace al arte de Murphy, protagonista absoluto de esta miniserie.

El estilo de Sean Murphy en cuanto al texto de la obra, no ha variado con respecto a lo que ya hizo en Punk Rock Jesus. Tendremos momentos en el que la narración gráfica es prioritaria y argumentalmente con roturas de ritmo, donde la densidad de palabra ralentiza la lectura. Aún así, sí que es un estilo en el que los lectores actuales quizá ya no estén acostumbrados y pueda romper con la narrativa actual. Esto hace que nos debatamos si se trata más de un fallo de ritmo, o de simplemente, un recurso para dar más contenido a la propia obra. Con todo, es algo que aunque ya no se vea tanto en los cómics actuales, se disfruta, se entiende, y no consideramos que llegue a sobrar demasiado.

Una nueva revisión del personaje que ha sabido dar un toque de oscuridad y realismo a la ciudad de Gotham como pocos autores llegan a conseguir. El nivel de detalle de este autor se escapa a lo que estamos acostumbrados a ver en la mayoría de las publicaciones de superhéroes. Murphy ha creado su propio Gotham y su propia iconicidad, que, además, hace pleno homenaje a las distintas grandes etapas que ha tenido este héroe, tanto en los cómics como en las películas.

Prueba de ello, es su obsesión por los coches y los vehículos, donde ha rendido homenaje a los modelos más icónicos. Tanto es así, que veremos el Batmóvil de la serie de los 60, el de la serie animada, el de las películas de Nolan y el de Tim Burton, que más adelante, obtendrá su propio protagonismo.

Y más allá de ese detalle, Murphy ha conseguido evolucionar en su propio estilo, dónde dentro de ese caos de líneas, reina el orden visual. Además, se nota el interés por el autor de mejorar la línea secuencial para favorecer el entendimiento narrativo que se presenta en Caballero blanco.

Y si hablamos de Sean Murphy, hablamos de Matt Hollingsworth, el único capaz de dar forma a este torrente de líneas y rayas. Poco más que decir de este colorista, salvo que está en la primera liga de los coloristas del cómic mainstream. No solo sus filtros y capas aportan su sello de identidad personal, sino que entiende perfectamente la necesidad de sumar a la obra con un ambiente propio a cada parte de la historia.

Con Batman Caballero Blanco, tenemos una gran serie muy disfrutable, que dista mucho de lo que está ofreciendo DC actualmente en sus series regulares. Creemos que hará disfrutar, en gran medida, a cualquier tipo de lector que disfrute de una historia de toda la vida del personaje, acompañado del mejor arte posible.

Sobre Alfredo Matarranz

Fundador de Tomos y grapas. Friki y aprendiz de youtuber. Amante del cómic, el dibujo y cienes de frikadas varias. Poco más que añadir su señoría!

2 Comentarios “RESEÑA Batman Caballero Blanco, de Sean Murphy y Matt Hollingsworth

  1. Sigo la serie desde que se anunció y, pese a que me da la sensación de estar yo más enganchado que tú, creo que comparto la mayoría de tus juicios.

    Recomendación: como reportero, te diría que estudies el uso de las comas y puntos. Ayudaría mucho en como ordenas las ideas en tus textos.

  2. Yo encontré el arte muy bueno aunque el guión medio rebuscado, pero bueno, eso se ha convertido en una conditio sine qua non del universo batmaníaco. El dibujo y el color sublimes, insisto. Y en relación a la historia, me gusta que el guionista demuestre sus dotes narrativos, aunque abuse a veces con los cuadros de texto por página.

    Comparto la opinión de Aljamía sobre la falta de signos de puntuación en el artículo, para que se entiendan mejor las ideas y opiniones que esgrimes, que a veces resultan algo confusas. Por lo demás, concuerdo completamente contigo en lo que dices sobre este nuevo elseworld de Batman. Es sin duda una gran adición a la ya nutrida biblioteca del murciélago.

    Excelente web, tanto como el dibujo y el color de White Knight. que es lo que más destaco, por si no ha quedado claro. XD

Deja un comentario